Review: Esmalte 1 Step Wonder Gel de Wet n Wild

¿No tienes ganas de leer? ¡Escucha el artículo!

review-esmalte-gel-wet-n-wild

El post del día de hoy está relacionado con las manos y, se trata concretamente, de una review sobre los esmaltes de uñas 1 Step Wonder Gel de la marca Wet n Wild.

Las reseñas de artículos de belleza en ocasiones pueden resultar demasiado subjetivas, sobre todo cuando están asociadas a productos para el cuidado personal, ya sea del rostro o del cuerpo. Esto es así porque no todas las personas tenemos el mismo tipo de piel, y no todas reaccionamos de la misma manera hacia determinados productos o componentes de esos productos.

Pero en este caso al tratarse de esmaltes para uñas, en cuanto a duración y acabado del cosmético en cuestión, se puede ser mucho más objetiva independientemente de que te guste o no el color elegido. En mi caso los dos que escogí son los siguientes: el tono 721A Pinky Swear y el tono 727A Bye Feluschia! Básicamente los colores corresponden a un rosa y un fucsia respectivamente.

Desde hace un tiempo que parece ser la revolución de los esmaltes en gel, por eso decidí probarlos y ver qué tal. En general, se habla muy bien de este tipo de productos, debido a que no necesitan lámpara, “top coat” ni una prebase. No puedo negar que los colores son preciosos, el rosa tiene un acabado más cremoso mientras que el fucsia deja un acabado satinado a las uñas.

swatches-esmaltes-gel-wetnwild

Lo bueno de estos esmaltes es que son “cruelty free”. El envase es bastante grande, de 13.5 ml, por lo que su contenido resulta más que suficiente. El precio aproximado es de 6 dólares por unidad, pero los conseguí en una promoción en la que te llevabas 2 al precio de 1. Fue la excusa perfecta para adquirirlos y comprobar si realmente superaban mis expectativas.

En cuanto a aplicación debo decir que tuve que aplicarme dos capas con una cantidad considerable, para que las uñas quedaran totalmente cubiertas. El brillo es uno de los aspectos positivos, sumado a lo ancho del pincel que permite abarcar una mayor superficie para un acabado más uniforme.

Como se trata de destacar todos los puntos en cada reseña trataré de ser lo más sincera posible, y un aspecto negativo es la duración. Tenía la esperanza de que el esmalte durara un poco más, pero sin la aplicación de “top coat” me dura un máximo de tres o cuatro días sin retoques, siendo generosa. Por ese motivo, la solución para una mayor duración del producto puede ser finalizar el acabado con una capa protectora. De esa manera, alargarás un poco más el tiempo de esmaltado.

Debo destacar que seca bastante rápido en comparación a esmaltes tradicionales, pero tampoco es instantáneo el secado. Se retira fácilmente con cualquier quitaesmalte.

En conclusión, en cuanto a colores es un producto que recomendaría, sin duda, porque tiene tonalidades muy bonitas y el envase trae una cantidad generosa. Pero, si lo que buscas es un esmalte que seque ultra rápido y que la alta duración sea una de las condiciones principales, existen otros en el mercado que pueden darte lo que deseas. Aunque deberás estar dispuesta a pagar un poco más por ello.

Esto no significa que todos los productos de Wet n Wild sean malos. De hecho, estos esmaltes en gel aunque no son de mis favoritos, en cuanto a relación precio-calidad pueden satisfacer perfectamente tus necesidades. Además, debo destacar que es una de mis marcas “low cost” preferidas y tengo otros productos que sí han cumplido mis expectativas.

Ahora somos nosotras las que queremos saber. ¿Han probado los esmaltes en gel de esta marca y tienen una percepción diferente de los productos? O, ¿ya tienen su marca favorita y no la cambian por nada? Recuerden que cualquier aporte que enriquezca este blog será siempre bienvenido.

¿Te gustó este post? ¡Haz clic para puntuarlo!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *